February 4, 2017

February 4, 2017

February 3, 2017

February 2, 2017

Please reload

Entradas recientes

Lomilomi

February 2, 2017

1/2
Please reload

Entradas destacadas

El trastorno afectivo estacional (TAE)

February 3, 2017

 

 

Si en los meses de invierno te sientes siempre triste quizá tengas TAE. La buena noticia es que el masaje puede ayudarte a sobrellevar los síntomas.

 

 

El trastorno afectivo estacional o TAE es un tipo de depresión que está relacionado con los cambios de estación y que comienza y termina aproximadamente en el mismo periodo todos los años. En la mayoría de las personas con TAE, los síntomas comienzan en el otoño y continúan en los meses de invierno, minando su energía y haciendo que se sientan de mal humor. Con menos frecuencia, el TAE causa depresión en la primavera o principios del verano.

El tratamiento para el TAE puede incluir la terapia de luz (fototerapia), psicoterapia y medicamentos.

 

En la mayoría de los casos, los síntomas del trastorno afectivo estacional aparecen durante finales de otoño o principios de invierno y desaparecen durante los días más soleados de la primavera y el verano. Sin embargo, algunas personas con el patrón opuesto tienen síntomas que comienzan en primavera o verano. En cualquiera de los casos, los síntomas pueden comenzar de manera moderada y hacerse más severos conforme avanza la temporada.

 

Depresión mayor

 

El trastorno afectivo estacional es un subtipo de depresión mayor que viene y va en función de las estaciones. Los síntomas de la depresión mayor pueden ser parte del TAE:

  • Sentirse deprimido la mayor parte del día, casi todos los días

  • Sentirse desesperanzado o sin valor

  • Tener poca energía

  • Pérdida de interés en actividades que antes disfrutaba

  • Problemas para dormir

  • Cambios en el apetito o el peso

  • Debilidad o agitación

  • Dificultad para concentrarse

  • Pensamientos frecuentes de muerte o suicidio

 

Otoño e invierno

 

Los síntomas específicos para el TAE de invierno, a veces llamado depresión invernal, pueden incluir:

  • Irritabilidad

  • Cansancio o falta de energía

  • Problemas para llevarse bien con otras personas

  • Hipersensibilidad al rechazo

  • Pesadez, sensación “de plomo” en los brazos o las piernas

  • No poderse levantar por las mañanas

  • Cambios en el apetito, sobre todo, antojo de alimentos ricos en hidratos de carbono

  • Aumento de peso

 

La primavera y el verano

 

Los síntomas específicos para el trastorno afectivo estacional del verano, a veces llamado depresión veraniega, pueden incluir:

  • Depresión

  • Problemas para dormir (insomnio)

  • Pérdida de peso

  • Poco apetito

  • Agitación o ansiedad

 

Los cambios estacionales en el trastorno bipolar

 

En algunas personas con trastorno bipolar, primavera y verano puede provocar síntomas de manía o una forma menos intensa de la manía (hipomanía), y el otoño y el invierno puede ser un momento de depresión.

 

 

Cuándo consultar a un médico

 

Es normal tener algunos días en los te sientas mal. Pero si te sientes mal durante muchos días seguidos y no puedes conseguir motivarte para hacer las actividades con las que normalmente disfrutas, consulta a tu médico. Esto es especialmente importante si tus patrones de sueño y apetito han cambiado o si te sientes desesperado, piensas en el suicidio, o recurres al alcohol como consuelo o para relajarte.

 

La causa específica del trastorno afectivo estacional sigue siendo desconocida. Algunos factores que pueden entrar en juego incluyen:

 

  • El reloj biológico (ritmo circadiano). La reducción del nivel de la luz del sol en otoño y el invierno puede causar TAE. Esta disminución de la luz solar puede alterar el reloj interno del cuerpo y llevar a sentimientos de depresión.

  • Los niveles de serotonina. Una caída en la serotonina, una sustancia química del cerebro (neurotransmisor) que afecta el estado de ánimo, podría desempeñar un papel en el TAE. Una reducción de la luz solar puede causar una disminución de la serotonina y desencadenar la depresión.

  • Los niveles de melatonina. El cambio de temporada pueden perturbar el equilibrio del nivel de la melatonina en el cuerpo, ya que esta hormona desempeña un papel en los patrones de sueño y del estado de ánimo.

 

Los factores que pueden aumentar el riesgo de trastorno afectivo estacional incluyen:

 

  • Ser mujer. TAE se diagnostica con más frecuencia en las mujeres que en los hombres, pero los hombres pueden tener síntomas más severos.

  • Los jóvenes tienen un riesgo mayor de TAE invernal, y es menos probable que ocurra en los adultos mayores.

  • La historia familiar. Las personas con TAE pueden ser más propensos a tener parientes consanguíneos con TAE u otro tipo de depresión.

  • Tener depresión clínica o trastorno bipolar. Los síntomas de la depresión pueden empeorar estacionalmente si se tiene una de estas condiciones.

  • Vivir lejos del ecuador. El TAE parece ser más común entre las personas que viven muy al norte o al sur del ecuador. Esto puede ser debido a la disminución de la luz del sol durante el invierno y días más largos durante los meses de verano.

 

Se deben tomar en serio los signos y síntomas del trastorno afectivo estacional. Al igual que con otros tipos de depresión, el TAE puede empeorar y provocar problemas si no se trata. Estos pueden incluir:

 

  • Pensamientos o conductas suicidas

  • Reclusión, apartarse de la sociedad

  • Problemas en la escuela o en el trabajo

  • Abuso de substancias

 

El tratamiento puede ayudar a prevenir las complicaciones, especialmente si el TAE se diagnostica y se trata antes de que los síntomas empeoren.

Puedes empezar por preguntar a tu médico de cabecera o proveedor de atención primaria. 

O si los síntomas son serios, deberías consultar a un psiquiatra o psicólogo.

 

Para ayudar a diagnosticar el trastorno afectivo estacional, el médico o proveedor de salud mental pueden hacer una evaluación completa, que generalmente incluye:

 

  • Examen físico. Tu médico puede hacer un examen físico y hará preguntas detalladas acerca de tu salud. En algunos casos, la depresión puede estar relacionada con un problema subyacente de la salud física.

  • Las pruebas de laboratorio. Tu médico puede pedir un análisis de sangre o examinar tu tiroides para asegurarse de que está funcionando correctamente.

  • Evaluación psicológica. Para comprobar si hay signos de depresión, tu médico o proveedor de salud mental te preguntará acerca de tus síntomas, pensamientos, sentimientos y comportamientos. Puede que tengas que rellenar un cuestionario para ayudar a responder estas preguntas.

 

Incluso con una evaluación a fondo, a veces puede ser difícil diagnosticar el TAE porque otros tipos de depresión u otros problemas de salud mental pueden causar síntomas similares.

Los criterios para el diagnóstico de la depresión con un patrón estacional incluye tener las siguientes experiencias durante al menos los dos últimos años:

 

  • La depresión comienza durante una estación específica cada año

  • La depresión termina durante una estación específica cada año

  • No hay episodios de depresión durante la época en la que experimenta un estado de ánimo normal

  • Tener muchas más temporadas de depresión que temporadas sin depresión durante la duración de su enfermedad

El tratamiento para el trastorno afectivo estacional puede incluir terapia de luz, medicación y psicoterapia. Si tienes un trastorno bipolar, díselo a tu médico – esto es fundamental para saber si hay que prescribir terapia de luz o un antidepresivo. Ambos tratamientos potencialmente pueden desencadenar un episodio maníaco.

 

 

La terapia de luz

 

En la terapia de luz, también llamada fototerapia, se utilizan unas lámparas especiales de luz brillante que imita a la luz natural. El paciente se sienta cerca de la lámpara para que los ojos capten esta luz que parece que puede causar un cambio en las sustancias químicas del cerebro vinculadas con el estado de ánimo.

 

La terapia de luz es uno de los tratamientos de primera línea para empezar en el otoño. Por lo general, los cambios se empiezan a notar al cabo de pocos días o incluso dos semanas y causa pocos efectos secundarios. La investigación sobre la fototerapia es limitada, pero parece ser eficaz para la mayoría de la gente en el alivio de los síntomas del TAE.

Antes de comprar una lámpara, habla con tu médico acerca de la mejor opción para ti.

 

 

 

Medicamentos

 

Algunas personas con TAE mejoran con antidepresivos, especialmente si los síntomas son graves.

 

Tu médico puede recomendarte iniciar el tratamiento con un antidepresivo antes de que tus síntomas comiencen. También te puede recomendar que sigas tomando el antidepresivo más allá del tiempo en el que los síntomas normalmente desaparecen.

 

Psicoterapia

 

La psicoterapia es otra opción para tratar el TAE y puede ayudar a:

  • Identificar y cambiar los pensamientos negativos y los comportamientos que pueden hacer que se sienta peor

  • Aprender maneras saludables de lidiar con el TAE

  • Aprender a manejar el estrés

Además de tu plan de tratamiento para el trastorno afectivo estacional, puedes probar lo siguiente:

  • Haz tu entorno más soleado y más brillante. Es aconsejable dejar las persianas abiertas, recortar las ramas de los árboles que bloqueen la luz solar o añadir claraboyas a tu hogar. Siéntate cerca de ventanas luminosas, mientras estés en casa o en la oficina.

  • Sal a la calle. Da un largo paseo, come el almuerzo en un parque cercano, o simplemente siéntate en un banco a tomar el sol. Incluso en los días fríos o nublados, la luz al aire libre puede ayudar, especialmente en las dos horas siguientes a levantarse por la mañana.

  • Haz ejercicio regularmente. El ejercicio y otros tipos de actividad física ayudan a aliviar el estrés y la ansiedad, los cuales pueden aumentar los síntomas del TAE. Estar más en forma hará que te sientas mejor contigo mismo y levantará tu estado de ánimo.

Tratamientos alternativos o complementarios

 

Algunas personas prefieren probar la medicina alternativa (un enfoque no convencional en lugar de la medicina convencional) o la medicina complementaria (un enfoque no convencional que se utiliza junto con la medicina convencional).

Ciertas hierbas medicinales, suplementos o técnicas cuerpo-mente se utilizan a veces para tratar de aliviar los síntomas de la depresión, aunque no está claro cuan efectivos son para el trastorno afectivo estacional.

 

Hay que tener en cuenta que los tratamientos alternativos por sí solos pueden no ser suficiente para aliviar los síntomas. Algunos pueden no ser seguros si tienes otros problemas de salud o tomas ciertos medicamentos.

 

Suplementos

 

Algunas personas optan por tomar un suplemento para tratar la depresión, tales como:

 

  • La hierba de San Juan (Hipérico). Puede ser útil si tienes depresión leve o moderada, pero la hierba de San Juan se debe utilizar con precaución. Puede interferir con una serie de medicamentos, incluyendo antidepresivos, medicamentos para el VIH / SIDA, las drogas para prevenir el rechazo de órganos después de un trasplante de órganos, las píldoras anticonceptivas, medicamentos anticoagulantes y medicamentos de quimioterapia.

  • SAM-e. Este suplemento dietético es una forma sintética de una sustancia química que se produce naturalmente en el cuerpo. El nombre es la abreviatura de S-adenosil-L-metionina.  SAM-e puede ser útil, pero se necesita más investigación ya que puede desencadenar manía en personas con trastorno bipolar.

  • La melatonina. Este suplemento dietético es una forma sintética de una hormona natural que ayuda a regular el estado de ánimo. Un cambio en la temporada de menos luz puede cambiar el nivel de melatonina en el cuerpo. Tomar melatonina podría disminuir el TAE invernal, pero se necesita más investigación. La seguridad en niños, o con el uso a largo plazo en adultos no se ha determinado.

  • Omega-3 ácidos grasos. Estas grasas saludables se encuentran en peces de agua fría, la linaza, aceite de lino, las nueces y algunos otros alimentos. Los suplementos de omega-3 se están estudiando como posible tratamiento para la depresión. Aunque se considera generalmente seguro, en dosis altas, los suplementos de omega-3 pueden interactuar con otros medicamentos. Se necesita más investigación para determinar si el consumo de alimentos con ácidos grasos omega-3 puede ayudar a aliviar la depresión.

 

Habla con tu médico antes de tomar cualquier suplemento ya que algunos suplementos herbales y dietéticos pueden interferir con los medicamentos recetados o causar interacciones peligrosas.

 

Terapias cuerpo-mente que pueden ayudar a aliviar los síntomas de la depresión incluyen:

 

  • Masaje

  • Acupuntura

  • Yoga

  • Meditación

  • Imágenes guiadas

     

     

    Estos pasos pueden ayudarte a manejar el trastorno afectivo estacional:

     

    • Cumplir con tu plan de tratamiento. Toma los medicamentos según las indicaciones y asiste a las citas de terapia en la fecha prevista.

    • Cuida de ti mismo. Descansa lo suficiente y tómate tiempo para relajarte. Participa en un programa de ejercicios o realiza otro tipo de actividad física regular. Elige alimentos saludables para las comidas y tentempiés. No busques alivio en el alcohol o las drogas ilegales.

    • Aprende técnicas para manejar mejor el estrés. El estrés mal gestionado puede llevar a la depresión, a comer en exceso u otros comportamientos y pensamientos no saludables.

    • Cuando te sientes mal, puede ser difícil ser social. Haz un esfuerzo para conectar con la gente con la que normalmente te sientes a gusto. Ellos pueden ofrecerte su apoyo, un hombro para llorar o una broma para animarte.

    • Viaja. Si puedes, tómate unas vacaciones de invierno en lugares soleados y cálidos si tienes TAE invernal o a lugares frescos si tienes TAE veraniego.

    No hay forma conocida de prevenir el desarrollo del trastorno afectivo estacional. Si puedes conseguir el control de tus síntomas antes de que empeoren, es posible que puedas evitar cambios importantes en tu estado de ánimo, apetito y niveles de energía.

     

    Fuente: Clínica Mayo (USA)

     


     

     

     

     

     

    Share on Facebook
    Share on Twitter
    Please reload

    Síguenos
    Please reload

    Buscar por tags
    Please reload

    Archivo